Aceite de Linaza

Remedio para combatir el acné, afecciones de la piel como la psoriasis, eccemas, manchas, descamaciones... Son estos propios ácidos grasos los que tienen un efecto antiinflamatorio importante que es el que nos ayuda a eliminar estas afecciones y mitigar sus efectos de escozor y picor. Simplemente servirá con aplicarlo directamente sobre la piel y dejar que sea absorbido.



Aceite de Almendras

Uso

Usar como aplicación tópica como emoliente (Suaviza e hidrata la piel y las mucosas) y calmante (Calma la irritación). La mayoría de las aplicaciones del aceite de almendras, son a nivel tópico, es decir, externo.



Aceite de Oliva

Extra virgen

 

Restaura la humedad de la piel y favorecer la regeneración celular, su aplicación en el rostro actúa como emoliente corporal y reparador y la protege de un envejecimiento prematuro, por su alto poder antioxidante y por ser una fuente rica en ácidos 

 




Aceite de Sacha Inchi

Reestructura y protege la piel, el cabello y las uñas, limitando la deshidratación, fortaleciendo y reconstruyendo su barrera natural.

 

Su uso externo está indicado para pieles sensibles, deshidratadas, secas, incluyendo inflamaciones e irritaciones, y para cabellos estropeados o secos. La vitamina E es un componente activo de la regeneración y los ácidos grasos insaturados nutren, previenen y tratan los problemas de la piel y del cabello.




Aceite de Castañas

Son una buena fuente de minerales, entre los que destacamos el magnesio, potasio, hierro y fósforo, y según algunos estudios se les atribuyen propiedades tanto antiinflamatorias como vasculares.

  • Alto contenido en hidratos de carbono, proteínas y fibra.
  • Bajo contenido calórico (en torno a 190 Kcalorías/100 gr.).
  • Alto contenido en minerales: magnesio, potasio, hierro y fósforo.
  • Propiedades vasculares reconstituyentes y antiinflamatorias.


Aceite de Palta

Contiene ácidos grasos beneficiosos ricos en antioxidantes que protegen nuestro corazón y en general el buen funcionamiento del sistema cardiovascular.

  • Es conveniente para personas con varices e incluso con flebitis.
  • Nos ayuda a mantener la tensión arterial equilibrada
  • Estimula la regeneración de la piel y los tejidos.
  • Fortalece el cabello reduciendo su caída y debilidad.
  • El aceite de aguacate combate los daños que causan los radicales libres
  • Retrasa el envejecimiento
  • Combate la oxidación de las células